Qué ver y hacer en Valencia en 1 solo día

Búsqueda

Los atractivos de Valencia son tantos que cuesta resumirlos en un solo artículo: su increíble oferta gastronómica, cultural y de turismo natural (que incluye mar, montaña, albuferas, lagos, ríos subterráneos, entre otros) sitúan a esta ciudad como uno de los principales destinos turísticos nacionales, con 17 millones de visitantes españoles, y 8 millones de turistas internacionales, según los cálculos de la Conselleria de Turisme de la Generalitat Valenciana para este 2022. Es obvio que para disfrutar de este amplio abanico de posibilidades lo ideal es disponer, como mínimo, de una semana, pero si solo podemos pasar 24 horas en la ciudad, podemos aprovechar para ver lo más imprescindible y abrir boca para visitas más largas. En este artículo de Wikidriver te contaremos qué ver en Valencia en un día y te sugeriremos qué puedes guardarte en el tintero para otras futuras escapadas. 

Valencia es una de las ciudades españolas que puedes visitar en un fin de semana, pero antes debemos diseñar una buena ruta para optimizar el tiempo y poder ver lo imprescindible que sale en todas las guías turísticas. Antes de entrar en materia, un apunte práctico: como precisamente no nos sobrará el tiempo, lo primero que recomendamos es que te olvides del coche dejándolo en uno de los aparcamientos públicos que Saba tiene en la ciudad para centrarte en tu visita. A continuación, sigue nuestro listado de qué visitar en Valencia en un día: 

– Mercado Central y Lonja de la Seda: sin duda, son dos de los lugares imprescindibles que visitar en Valencia según su web oficial de turismo. El Mercado Central es el mayor mercado de productos frescos de Europa situado en uno de los edificios modernistas más emblemáticos de la ciudad. Con una superficie de 8.000 m² y múltiples alusiones decorativas a los productos de la huerta y los jardines valencianos, ofrece 1.200 paradas con todo tipo de alimentos, especialmente especialidades locales, como las naranjas, los tomates y las judías. Huelga decir que este oasis de olores, sabores y colores es uno de los mejores sitios donde degustar una refrescante horchata con fartons o un excelente plato de paella. Al lado del mercado se encuentra es la Lonja de la Seda, otra parada obligatoria de la capital. Declarada Patrimonio de la Humanidad, es una joya del gótico civil valenciano donde podrás admirar el bonito Patio de los Naranjos, el Consulado del Mar y el espléndido Salón Columnario con majestuosas columnas que se erigen a lo largo de 17 metros de altura  

– Catedral de Valencia: también llamada Catedral de Santa María, este monumento de estilo arquitectónico predominantemente gótico (si bien también conserva muestras del románico y barroco) es uno de los mayores tesoros de la ciudad ya que, según estudios arqueológicos, en él se encuentran el Santo Cáliz, una de las obras pictóricas más importantes del primer Renacimiento Español y lienzos de Goya en el Museo Catedralicio, entre otras. Además de las numerosas maravillas artísticas y arquitectónicas de la Catedral, si subimos a la torre campanario conocida como el Micalet (Miguelete), podremos disfrutar de las que probablemente sean las mejores vistas de la ciudad; eso sí, antes deberemos ganárnoslas subiendo sus 207 escalones 

que ver en valencia en un dia 1 - Qué ver y hacer en Valencia en 1 solo día
Imagen extraída de la página web Visit València 

– Ciudad de las Ciencias y las Artes: en todo itinerario por Valencia no puede faltar la visita a uno de sus lugares más icónicos. Obra del arquitecto Santiago Calatrava, la Ciudad de las Ciencias y las Artes es un símbolo de la modernidad inaugurado en 2009 y admirado cada año por miles de turistas de todas las partes del mundo. Este complejo de ocio científico, cultural y natural está compuesto por varios edificios (L’Oceanogràfic, l’Hemisfèric, el Museu de les Ciències, el Palau de les Arts, l’Umbracle, el Caixaforum Valencia y l’Assut d’Or), ocupando alrededor de dos kilómetros del antiguo cauce del río Turia. Si bien estos edificios ofrecen interesantísimas muestras, talleres y proyecciones al público, simplemente admirar la obra de Calatrava por fuera es ya un espectáculo en sí, ya que sus formas sinuosas y futuristas, combinadas con marcadas líneas rectas y diseños inspirados en la naturaleza, dejan boquiabiertos al visitante. Pasear por la noche por la Ciudad de las Ciencias y las Artes es otra excelente opción, puesto que el juego de luces y colores realza la belleza del conjunto y lo convierte en un espacio único 

– Barrio del Carmen: entre las cosas que hacer en un día en Valencia, no puede faltar la visita a este emblemático barrio milenario, ubicado en el distrito de Ciutat Vella. Auténtico centro histórico de la ciudad a efectos prácticos, su corazón late con fuerza a todas horas, tanto de día como de noche, gracias a una animada vida social, a los múltiples comercios y restaurantes esparcidos en sus calles y plazas y al trasiego de locales y visitantes. También destacables son su famoso Mercado Mossén Sorell con productos gourmet y su vida bohemia, con abundante arte callejero y museos punteros como el IVAM de arte moderno, el Centro del Carmen o la Beneficencia. El barrio debe su nombre a la iglesia (donde destacan sus impresionantes frescos) y al convento del Carmen Calzado, así como a la plaza adyacente. Si bien en sus orígenes esta área de la ciudad creció entre la muralla musulmana y la cristiana, hoy en día está delimitada por los restos medievales de las Torres de Serranos y la Torre de Quart. Para recorrerla, lo mejor es olvidarse de mapas y seguir el propio instinto para descubrir los múltiples rincones que atesoran sus laberínticas calles empedradas 

– Iglesia de San Nicolás y San Pedro Mártir: denominada la Capilla Sixtina valenciana, es otra de las joyas arquitectónicas de la ciudad, ya que en su interior pueden contemplarse las espectaculares pinturas al fresco de la vida de San Nicolás de Bari y de San Pedro Mártir.  Erigida hacia el año 1242, es una de las primeras doce parroquias cristianas de Valencia después de la reconquista del Rei Jaume I en 1238 y uno de los monumentos más visitados de la ciudad, especialmente los lunes, cuando se realizan las «Caminatas de San Nicolás» o la Devoción a San Judas Tadeo, patrón de las causas imposibles 

– Museo Nacional de Cerámica González Martí (Palacio del Marqués de Dos Aguas): este edificio es considerado el mejor ejemplo de Barroco en España, con la mayor colección nacional de cerámica desde el siglo VIII hasta la época contemporánea con piezas de Picasso. Aunque quizás no tengas tiempo de visitarlo, sí que puedes admirar su espectacular fachada esculpida en alabastro, una de las más admiradas de Valencia. 

Además de todos estos lugares, es obvio que esta ciudad tiene otros muchos atractivos pero se requiere más tiempo para disfrutarlos con calma, así que te recomendamos que te los guardes para tu próxima visita. Nos referimos a espacios naturales como la preciosa Albufera, las playas (urbanas o salvajes), el Jardín del Turia o el Bioparc de Valencia, además de la marina, los barrios de de Ruzafa y el Ensanche y a sus múltiples museos, como el Museo de Bellas Artes (la segunda mayor pinacoteca de España) o el Fallero, por citar algunos.