Las autoescuelas más económicas de Barcelona

Búsqueda

Más allá de una cuestión práctica y necesaria para algunas personas, sacarse el carné de conducir es sinónimo de libertad, de poder ir donde queramos y cuando queramos sin tener que depender de nadie o de compartir trayecto con otros usuarios en los medios de transporte públicos. Pero a la hora de escoger una autoescuela es fácil que nos asalten las dudas: ¿cuál es la mejor?, ¿cuál ofrece formación de calidad y a buen precio? Si estás pensando en obtener el permiso B pero no quieres gastarte un dineral, en este artículo de Wikidriver te propondremos algunas autoescuelas baratas en Barcelona para ayudarte a decidir y hacer una breve panorámica del abanico de posibilidades que ofrece la ciudad condal. Así que, si tienes ganas de conducir pronto, ¡sigue leyendo porque este artículo te interesa!  

Seguidamente, te mostramos nuestra selección con cuatro autoescuelas muy populares de la ciudad: 

hoyvoy: dentro de las autoescuelas low cost en Barcelona, una de las más destacadas es hoy-voy. Con once años de trayectoria, varios centros repartidos por el área metropolitana y más de 100.200 alumnos, esta autoescuela se distingue por sus cifras: el 72,29% de sus estudiantes aprobaron en el primer expediente y un 89,70% superaron el examen teórico gracias a su método. ¿Y cuál es? Pues hoy-voy se basa en tres pilares: un curso intensivo presencial de 4 días y 3 h/cada día, ejercicios on line con una app válida para cualquier dispositivo con 133 tests y un examen práctico a los dos meses, como máximo, tras iniciar las clases teóricas. Hoy-voy es una autoescuela moderna, innovadora, donde se intenta crear un ambiente de trabajo positivo y optimista; así, en sus clases se da un enfoque divertido a los contenidos para hacer más llevadera la parte teórica y las prácticas se hacen con Minis. El centro pone mucha atención tanto a la parte teórica como práctica, con 5 horarios distintos en el curso intensivo teórico para adaptarse a las necesidades de cada estudiante, y un registro de las sesiones prácticas que en un iPad para ver su progresión. Para aquellos conductores que ya tienen el carné, pero que no se atreven a coger el coche o han perdido el hábito, la autoescuela ofrece prácticas de reciclaje con consejos para volver a conducir después de mucho tiempo.  Y un dato más importante para el bolsillo: si no apruebas a la primera habiendo seguido su método, te devuelven el dinero 

Super express: esta es otra de las autoescuelas baratas de Barcelona, con un formato 100% on line para la parte teórica, y un enfoque cercano, divertido y accesible. Super express tiene unos precios muy económicos (parte teórica desde 55€ y prácticas desde 25€) y, como la autoescuela anterior, si el estudiante no aprueba la teórica a la primera, le devuelven el dinero. Uno de los aspectos más destacables de este centro es que la parte teórica se basa en un sistema on line sin libros ni asistencia presencial a clases: el alumno estudia a su ritmo a partir de vídeos interactivos en los que, tras la explicación, se le hacen preguntas para reforzar los conocimientos adquiridos. La autoescuela también le facilita una selección de las preguntas de test más importantes de la normativa de Tráfico, con explicaciones claras de los conceptos centrales y preguntas trampa. En caso de dudas, el estudiante puede contactar con el profesor por varios canales (chat, correo electrónico o teléfono). La academia da un margen de tres meses para sacarse la teórica y, si tras haber alcanzado el nivel requerido por la autoescuela el alumno no supera el examen teórico, se le devuelve el dinero o se amplía el plazo tres meses más.

autoescuelas baratas barcelona 1 - Las autoescuelas más económicas de Barcelona

Soy18 autoescuela: este centro de formación vial se distingue por sus reducidas tarifas y por basarse en el método BASAM, una metodología única e innovadora desarrollada para sacarse el carné de manera fácil, divertida y eficaz. BASAM es el acrónimo de Bus, Aula, Simulador, Automático y Manual, ya que estos son los cinco pilares de su método para aprender a conducir que a continuación explicaremos. En primer lugar, los estudiantes no dan la primera clase teórica en la clásica aula, sino a bordo de un bus propio que recorre las calles de Barcelona; de este modo, pueden observar en directo los conceptos que se les explican; seguidamente, pasan al aula, donde aprenden de una manera estimulante y divertida con retos, juegos y premios. Y de la teoría a la práctica, aunque, en lugar de lanzarse al asfalto con un coche de prácticas siguiendo el método tradicional, utilizan el simulador profesional de la autoescuela. De este modo, se busca que los alumnos apliquen los conceptos aprendidos a la conducción, pero sin estar expuestos al estrés de la circulación real. El siguiente paso es practicar con coches automáticos para poder concentrarse únicamente en las dificultades de la circulación sin estar pendiente del embrague. Y, finalmente, se pasa a un coche de cambio manual para aplicar todo lo aprendido anteriormente y afrontar con garantías de éxito el examen práctico 

Oh! Autoescola: otro de los centros low cost para sacarse el carné en Barcelona es esta autoescuela del Clot. Para impartir la teórica, Oh! Autoescola se basa en clases presenciales (disponen de varios horarios de mañana y tarde), que complementan con tests on line para reforzar los conocimientos adquiridos; también ofrecen cursos intensivos de teórica en 13 días para los alumnos que se quieren sacar la teórica en seguida. Para las prácticas, disponen de un horario muy amplio, desde primera hora de la mañana hasta la noche y también los sábados, y pueden reservarse y pagarse a través de su app para mayor comodidad de los alumnos. En esta app también podrán ver su progresión con indicaciones de su instructor y consultar el histórico de prácticas. Para aquellos que ya han aprobado la teórica en otro centro o quieren estudiarla por libre, la autoescuela también ofrece la posibilidad de sacarse solo la parte práctica a un precio económico. Igualmente, Oh! Autoescola ofrece cursos específicos para tratar la amaxofobia (fobia a conducir) y cursos de perfeccionamiento o de reciclaje para aquellos conductores que quieran mejorar sus habilidades al volante o volver a coger confianza al coche, respectivamente. 

Si, además de estas opciones, quieres buscar más centros de formación vial y valorar otras alternativas, el Ayuntamiento de Barcelona ha habilitado un buscador que centraliza toda la información sobre las autoescuelas de la ciudad. Con todo esto, ya tienes material suficiente para elegir. Ahora solo te falta sopesar qué autoescuela te convence más, matricularte, estudiar ¡y seguro que todo irá sobre ruedas!