• Inicio
  • Destinos
  • Cómo planear un viaje sorpresa ida y vuelta para tu pareja

Cómo planear un viaje sorpresa ida y vuelta para tu pareja

¿Quieres sorprender a tu pareja, pero se te han agotado las ideas? Un viaje sorpresa es siempre un acierto. Salir de la rutina, programar una escapada romántica y conocer un nuevo sitio es un plan que nunca falla. Pero, ¿qué detalles debes tener en cuenta antes de ponerte manos a la obra? Para que no te preocupes de nada y no te quede ningún cabo suelto, en Wikidriver hemos recopilado algunos consejos para que tu viaje sorpresa sea todo un éxito. ¡Comenzamos!

1.     Elige las fechas y reserva los días. Antes de elegir el destino, lo primero que debes saber es qué fechas tiene disponible tu pareja. Desde luego, averiguarlo sin levantar sospechas es todo un reto, pero seguro que con un poco de truco podrás lograrlo. Una buena idea es tener de cómplice a su mejor amiga o amigo, o a algún familiar o compañero de trabajo de confianza que te ayude a preparar un “plan ficticio” para que se comprometa a reservar esas fechas. En cualquier caso, te recomendamos planear una escapada de fin de semana a un sitio cercano. De tal forma, podréis aprovechar mejor el tiempo y te ahorrarás toda la logística que implicaría pedirle días de vacaciones a través de su responsable.

2.     Busca un destino. Sin duda, esta es una de las partes más divertidas de todo el proceso de planear un viaje sorpresa ida y vuelta para tu pareja. ¿Qué tal sorprenderlo/a llevándola a esa ciudad española que hace mucho quiere conocer? Una de las grandes ventajas de nuestro país es que en muy pocas horas puedes trasladarte a una comunidad autónoma con costumbres, gastronomía y geografía muy diferentes. ¡Casi como si estuvieseis visitando otro país! Si solo tenéis pocos días para disfrutar del viaje sorpresa, intenta escoger alguna ciudad o pueblo que no quede a más de dos horas de camino. De esta forma, te aseguras de poder aprovechar mejor el tiempo.

3.     ¿En coche o en tren? Te recomendamos la primera opción. Viajar en coche entre provincias es toda una experiencia que te permite disfrutar del paisaje de otra forma. Además, es una oportunidad perfecta para entablar esa conversación que nos cuesta tanto durante la semana por el poco tiempo que nos queda entre el trabajo y otras obligaciones. Prepara una buena playlist y, desde luego, revisa con antelación qué opciones de aparcamiento tienes en la ciudad que vas a visitar. Una muy buena alternativa es reservar una plaza de parking online y comprar una estancia de fin de semana (Weekend) en estaciones de tren o cualquier día de la semana (Multidía) para el centro de la ciudad.

4.     Prepara las actividades. Echa un vistazo previo a todas las cosas que podéis hacer en el destino elegido. ¿Playa o montaña? ¿Día de museo o ruta gastronómica? Si tienes oportunidad, reserva con antelación alguna actividad o incluso, un restaurante típico de la localidad. Otra muy buena idea es investigar si hay algún evento especial que se celebre en el lugar, por ejemplo, algún festival, concierto o verbena. ¡Esta sin duda, podría ser la cereza del pastel!

5.     Revisa el tiempo que habrá en el destino. Hazlo al momento de iniciar tu planificación, pero también días antes de partir. Cualquier cambio inesperado de temperaturas podría modificar un poco el itinerario. Además, debes preparar la maleta con ropa acorde al clima.

6.     Prepara las maletas. Hablando de ello, te recordamos que esta vez no solo debes hacer tu maleta, sino también la de tu pareja. Asegúrate de hacerlo sin que se dé cuenta y no olvides nada que pueda echar en falta durante el viaje. Una idea puede ser prepararla el mismo día del viaje y aprovechar mientras tu pareja esté en su trabajo o fuera de casa.

7.     Inventa una forma original de sorprender a esa persona especial. ¡Ya lo tienes todo preparado! Y ahora, ¿cómo se lo cuentas? Busca una forma creativa de darle la gran noticia. Te compartimos algunas ideas:

·      “Ráptala” del trabajo. Búscala a la hora de la salida y adelántale que se van de fin de semana a un lugar muy especial.

·      Despiértala con una serie de pistas hasta que le desveles el destino final.Anímate a preparar ese viaje sorpresa que hace mucho tienes en mente. Planifica cada detalle y no olvides mirar con tiempo un buen alojamiento, un restaurante a la altura de la ocasión y, por supuesto, revisar qué opciones de aparcamiento hay disponibles en la ciudad y/o en las estaciones de tren.