He perdido las llaves del coche, ¿qué puedo hacer?

Búsqueda

Uno de los mayores quebraderos de cabeza de todo conductor es perder las llaves del coche o dejarlas dentro. Si no hemos sido precavidos y no hemos hecho una copia de las llaves o no la tenemos a mano, esta situación puede convertirse en un auténtico problema, sobre todo si estamos de viaje o tenemos una urgencia. En este artículo de Wikidriver te contaremos qué hacer en caso de pérdida de llaves del coche y cuánto puede costarte el descuido. Así que te recomendamos que leas con atención el siguiente texto para saber cómo actuar si alguna vez te encuentras en esta situación y poder resolver el problema cuanto antes. 

Según el Real Automóvil Club de España (RACE), perder las llaves del coche es un descuido que ocurre con más frecuencia de lo que pensamos y, según sus datos, en un año más de 1.200 personas necesitan de media los servicios de este club automovilístico por haberse olvidado las llaves en el maletero y 5.330 por habérselas dejado dentro del habitáculo del coche. Si esto ocurre, el problema puede solucionarse con más o menos rapidez según si tenemos un duplicado o no. A continuación, analizaremos los dos escenarios que pueden darse y te explicaremos qué hacer en cada caso: 

He perdido la llave del coche y no tengo copia 

Es la peor situación posible, pero a veces ocurre: se me han perdido las llaves del coche y no tengo ningún juego de repuesto. En este caso no hay vuelta de hoja y la única solución es hacer un duplicado de la llave. Pero ¿cómo hacerlo y cuánto puede costar? Para hacer una copia de la llave deberemos desplazarnos a un taller cercano o a una ferretería o cerrajería especializada en duplicar llaves de coches (las hay también en línea), pero si tenemos el coche inmovilizado, no podremos hacerlo. Para salir de este apuro, primero de todo contacta con tu compañía de seguros y pregunta si en tu póliza se incluye el traslado del vehículo a un taller de la zona (habitualmente, a un servicio oficial de la marca) donde tendrán que codificar una llave nueva de tu coche. 

Si, en lugar de ir a un taller oficial preferimos ir a una ferretería o cerrajería especializada por nuestros propios medios (en taxi o pidiendo a algún amigo o familiar que nos venga a buscar), deberemos aportar información relativa al año, marca y modelo del vehículo así como el número de bastidor (secuencia estandarizada de 17 caracteres que combina letras y números y que permite identificar al vehículo de forma individualizada) para poder reproducir la llave. En caso de tener una llave de última generación (aquellas que funcionan como un pequeño ordenador), tendremos que contactar con el concesionario de la marca para pedir ayuda, acreditar nuestra identidad y, de nuevo, aportar datos relativos al coche (número de bastidor, año, marca y modelo). También será importante  disponer del código de la llave que figura en la documentación del vehículo para que el duplicado salga más económico. Para poder facilitar esta información deberemos tener una copia fuera del automóvil o disponer de la documentación del coche escaneada en la nube o bien en nuestro teléfono móvil.  

En caso de tener una llave con un chip electrónico o transpondedor (dispositivo usado en telecomunicaciones cuyo nombre es el resultado de la fusión de los términos ingleses tramsitter –transmisor– y responder  –respondedor–), realizar una copia también resultará más complicado. Para hacernos una idea de cuánto puede costarnos, hacer una copia de una llave simple mecánica puede valer menos de 50 euros, mientras que en caso de llaves con control remoto y sofisticados sistemas electrónicos, el precio puede ascender hasta los 100 o incluso 300 dolorosos euros. Mientras no realizas la copia, según la póliza que tengas contratada en el seguro del coche puede que tu compañía te ofrezca un coche de sustitución. 

Sin embargo, si cuando compraste el coche no te entregaron un duplicado de las llaves o has perdido el que tenías, lo mejor es realizar una copia cuanto antes para evitar la situación anterior.  

Movil shutterstock 1833286333 - He perdido las llaves del coche, ¿qué puedo hacer?

Tengo una copia de la llave pero no puedo acceder a ella  

Otro escenario frecuente si perdemos las llaves es que tengamos una copia, pero no esté a mano o se haya quedado también dentro del coche y, por tanto, no podamos acceder a ella. De nuevo, para no llegar a esta situación es muy importante guardar la copia en un lugar seguro que no sea el propio coche y que siempre recordemos (si eres despistado y la memoria no es tu fuerte, existen aplicaciones para el móvil que te ayudan a localizar las llaves gracias a un llavero con geolocalizador). En caso de hacer un viaje largo, lo mejor será darla a nuestro acompañante para que la guarde (siempre, fuera del coche). Sin embargo, si ya es demasiado tarde y te encuentras en la situación inicial, tienes varias opciones: 

– si te has dejado las llaves dentro del coche: contacta con tu aseguradora y comprueba si en tu póliza del coche entra el envío de un coche-taller para que abra el vehículo y puedas recuperarlas. De no ser así, la compañía remolcará el vehículo donde tú decidas para poder recuperar el segundo juego de llaves y abrir el coche. Sin embargo, recuerda que con tan solo tener cuidado de guardar siempre la llave en el bolsillo (y no en la mano para no dejarla dentro del maletero o del habitáculo sin darte cuenta), puedes evitar esta engorrosa situación 

– si te has dejado la copia en casa: puedes contactar con el número de atención al cliente de la marca de tu vehículo para comprobar si ofrece el servicio de recogida de la copia de repuesto (es decir, la marca te viene a recoger en coche donde les indiques para llevarte a buscar la segunda llave), de realización de copia y de entrega. En ocasiones, si estás de viaje a mucha distancia de tu domicilio pero hay personas en casa que puedan localizar la llave de repuesto, ciertas aseguradoras la recogen y la envían al lugar donde estés mediante un sistema de mensajería.  

Anteriormente, hemos comentado que para aquellos conductores más despistados existen llaveros con geolocalizador para encontrar las llaves fácilmente, del mismo modo que existen muchos dispositivos electrónicos para facilitarnos otras tareas vinculadas a la conducción (nos referimos a sistemas como el Follow Me Home o al Help Connect, entre otros). Sin embargo, a veces para no perder las llaves del coche solo hace falta dedicar un tiempo a pensar cuidadosamente donde guardamos el duplicado, tener la precaución de dárselo a nuestro acompañante cuando vayamos de viaje o hacer una copia si no tenemos ninguna llave de repuesto para evitar descuidos. Tal como dice el refrán, <<es mejor prevenir que curar>>, ¿no crees?